Reservar TOP

MADRID WEATHER

Est. 1886

GRAN HOTEL INGLÉS PRESENTA CASA LOBO, SU RENOVADO RESTAURANTE DE LA MANO DE FERNANDO P. ARELLANO

Desde su apertura en 2018, el Gran Hotel Inglés no ha cesado en su empeño de querer ser de nuevo, un punto de encuentro y cita obligada para todos aquellos que disfrutan del buen comer, de las charlas de sobremesa tranquilas, o de las amenas tardes de copas. Como las que marcaron una época dorada del establecimiento, cuando inició su vida como el reconocido Café Inglés en 1853.

El antiguo nombre de la calle Echegaray (antes Calle del Lobo) da nombre a este nuevo restaurante que tendrá como asesor gastronómico al reconocido chef Fernando P. Arellano y junto a él, D´ Angelo Bishop, el chef ejecutivo del hotel.

El restaurante es un proyecto de interiorismo de la reconocida agencia Rockwell NY. Para el mismo se ha buscado crear un concepto acogedor, donde predominan los colores oscuros, el cuero, grandes espejos en las paredes y un ventanal que deja la cocina a la vista de los comensales. 

 

Casa de comidas

Casa Lobo quiere ser la versión actualizada y refinada de las clásicas casas de comidas que ocupaban el Madrid de mediados del siglo pasado. Todo el sabor, tradición cuidado por la materia prima y trato cercano, pero pasado por el filtro de elegancia y refinamiento que Gran Hotel Inglés sabe imprimir a sus espacios y propuestas.

 

Tradición castiza

En esa apuesta por la reivindicación de los clásicos, Arellano y Bishop proponen recuperar muchos de los platillos que resuenan en la memoria de todos, cuando de tradición con aire castizo se habla. Entre otros, proponen empezar con platos como el “Paté fino de ave y foie gras al oporto con pan de pueblo”, perfecto para compartir, los “Soldaditos de Pavía” con un bacalao en su punto justo, un Pulpo que no está hecho a la brasa sino al Josper en este caso y que se acompaña con romesco y ajos tiernos o el cochifrito de orejitas de lechón al aliño de miel y chorizo picante.

Entrando en platos principales podemos encontrar otras propuestas también con aire clásico revisado como el “Lenguado al estilo Meunière con mantequilla tostada y alcaparras” unos “canelones de rabo de toro estofado con muselina de alcachofa de Jerusalén y tuétano” el “Taco de lengua de ternera fundente con cebolla confitada y alcaparras”, la “Pluma Ibérica con especias morunas y piquillo confitados” o un Entrecot de vaca madurada digno de mención.

 

Postres de la niñez

En este viaje a la infancia a través de la cocina, Arellano cierra su propuesta con clásicos dulces, siempre con un toque actualizado en su ejecución o toque final, como son el “Arroz con leche y estofado de arándanos” una excelente “Pavlova” de fresas de Aranjuez con chantillí de vainilla, una versión del famoso “Pijama”. Flan de huevo y conserva de melocotón” o unas nostálgicas Natillas.

La bodega estará por supuesto a la altura y propone más de 400 referencias de vinos, en su gran mayoría españoles, difícil no encontrar el adecuado. Y para la sobremesa, proponen volver a nuestra época disfrutando uno de los deliciosos cócteles realizados basándose en el gusto de cada comensal realizados desde la adyacente barra oval de “LobByto”, el otro gran espacio de Gran Hotel Inglés en su hall principal.

Fernando P. Arellano Chef Casa Lobo

Fernando P. Arellano Chef Casa Lobo

Category: Hotel

Casualidad o destino, su historia personal le ha traido aquí y ahora

@granhotelingles